de Escribir es como respirar — EL BLOG DE MANUEL CERDÀ

Escribir es como respirar. En según qué circunstancias el aire viciado te lo impide, pero hay que seguir respirando, si no te mueres. Aun así, acabamos contaminados por la atmósfera que nos rodea sin siquiera darnos cuenta y conformamos la realidad a través de nuestro ánimo adulterado. Solamente en la ficción somos capaces de soportar […]

a través de Escribir es como respirar — EL BLOG DE MANUEL CERDÀ

Me encantó este post de Manuel Cerdá y lo comparto totalmente: Escribir para mí es como respirar…

Anuncios

#43 trucos para escritores independientes que no puedes dejar escapar

notebook-820078__180Estos chicos de http://ebookhermanos.com/ son lo máximo. No me canso de recomendar su sitio Web. En el siguiente artículo ofrecen valiosos trucos que, como autores independientes, debemos tener en cuenta!!!!

Fuente: http://ebookhermanos.com/los-mejores-trucos-para-escritor-independiente/

Trucos que todo escritor independiente debe conocer: al sentarse a escribir

#1. Crea un esqueleto de contenido con el que delimitar tu ebook y que no se convierta en el la Historia Interminable. Si es ficción, especifica cuántos capítulos tendrá y qué va a contener cada capítulo. Ten claro el capítulo final, sobre todo. En no ficción, enumera los temas que quieras tratar y evita cubrirlo todo. Es imposible contar todo lo que sabes en un único libro.

#2. Una vez elegido el tema y los “palos” que vas a tocar, no dejes nada fuera. Que el lector tenga la sensación de que ha comprado un paquete cerrado, lo cual no cierra las puertas a posibles continuaciones en ficción o de expansión de puntos concretos en no ficción.

#3. Dedícale un tiempo fijo cada día a tu ebook, al menos cinco días a la semana. Escribe aunque sea un párrafo o una frase, pero escribe. La disciplina es la mejor manera de llegar a la meta.

#4. No escribas nunca JAMÁS un libro más largo que TODO lo que has escrito en tu vida hasta este momento. Ser demasiado ambicioso hará que te desanimes ante el proyecto que tienes delante.

#5. Escucha las ideas de los demás, pero no dejes que influencien tu libro por completo. Solo tú sabes qué quieres contar en él.

#6. Escribe primero, corrige después. Las ideas son frágiles y si te dedicas a corregir faltas mientras escribes, perderás ese “trance” que experimentamos todos los escritores independientes.

#7. Llévate un cuaderno de notas siempre encima o una app en el móvil. Nunca sabes dónde te va a encontrar la inspiración.

#8. Uno de mis trucos favoritos para escritores independientes: presta atención a las ideas que se te ocurran en la ducha. Te sorprenderás de lo original que puedes ser en esta situación.

#9. El tiempo que dediques cada día a escribir enfócate solo en eso y evita las distracciones. Pon el móvil en silencio, desconecta de las redes sociales y pide que no te interrumpan en tu casa.

Trucos que todo escritor independiente debe conocer: las correcciones 

#10. Copia tu archivo original y guárdalo en un lugar seguro. Utiliza la copia para realizar las correcciones ortográficas y gramaticales además de hacer modificaciones.

#11. Haz al menos dos lecturas de tu ebook, haciendo los cambios necesarios.

#12. Si puedes, contrata a un corrector profesional. La alternativa barata es enviarle el libro en formato digital a personas en las que confíes, sobre todo por sus conocimientos ortográficos y gramaticales.

#13. Cuando te devuelvan el archivo corregido, integra los cambios en el tuyo para centralizarlos en un único sitio.

#14. En mi caso y en este punto, suelo utilizar este truco para escritores independientes: buscar y reemplazar en Microsoft Word.

#15. Busca y reemplaza los dobles y triples espacios sustituyéndolos por un único espacio.

#16. Busca y reemplaza los guiones que inicien una conversación por los correctos “—”. No valen ni “-“, ni “–“.

#17. Busca y reemplaza los números en cifras por sus correspondientes palabras cuando escribas ficción.

#18. Busca y reemplaza los dobles puntos “..” por el punto único “.”.

Trucos que todo escritor independiente debe conocer: el formato

#19. Utiliza Word para escribir tu libro y guárdalo en formato .doc. Es el que aceptan tanto a la hora de publicar en Amazon como de publicar en Smashwords o iBooks.

#20. Tu libro puede verse bien en tu ordenador con el Word abierto, pero eso no significa que vaya a visualizarse correctamente en un smartphone. Tendrás que olvidarte de varias cosas.

#21. Olvídate de darle al intro para que el siguiente capítulo salte de página. Utiliza en vez de eso la opción Insertar > Salto de página.

#22. Quita los números de página.

#23. Suprime los encabezados y pies de página.

#24. Inserta imágenes centradas, dejando el texto arriba y abajo.

#25. Si tienes muchas imágenes, comprímelas con TinyPNG. El peso total de tu ebook no debe superar los 10MB.

#26. Si no consigues superar los filtros de calidad de Smashwords y Amazon, utiliza el método nuclear de formateo.

Trucos que todo escritor independiente debe conocer: la portada

#27. Este es el único truco para escritores indie que tengo para la portada: si no tienes habilidades de dibujo gráfico contrata a un profesional. Serán los mejores euros invertidos en la autopublicación de tu ebook. En Ebook Hermanos ofrecemos uno económico y profesional por 97 euros.

Trucos que todo escritor independiente debe conocer: la distribución del ebook

#28. Si solo quieres publicar tu ebook en Amazon, acógete a las ventajas de Kindle KDP Select como programa exclusivo.

#29. Si tu objetivo es la divulgación, distribuye tu libro en iBooks, Amazon y Smashwords. Con estas librerías online tienes el 95% (o más) de todo el público potencial cubierto.

#30. No pierdas el tiempo publicando tu ebook en Google Play Books salvo que tengas una verdadera y excelente razón.

#31. Este es, probablemente, el mejor truco para escritores independientes de todos los que vamos a ver. Coloca tu ebook en pedido anticipado o preventa. Con ese tiempo extra, podrás realizar la promoción de tu libro y situarte en la lista de más vendidos. Puedes probar las estrategias de marketing que quieras, pero que no te falte la venta anticipada.

#32. Puedes cambiar la fecha de lanzamiento, siempre y cuando no queden menos de 3 o 4 días desde la fecha original. Hacerlo puede traerte problemas.

#33. Puedes cambiar el precio de lanzamiento, subirlo o bajarlo. Los que hayan reservado tu ebook recibirán una notificación para aceptar o rechazar el cambio, así que ten cuidado.

#34. El día del lanzamiento, se cobrará el precio de tu ebook a todos los usuarios que lo hayan reservado. Ni antes ni después.

#35. Al escoger una fecha de lanzamiento, utiliza un calendario para saber si es un día festivo. Si habrá un evento importante (final de Champions, por ejemplo). Que sea mejor entre un martes y un jueves laborables porque el lunes la gente está empezando la semana y el viernes todos piensan en el fin de semana. Evita épocas como las navidades, la cuesta de enero o el mes de agosto. Necesitas que tu ebook tenga el máximo impacto posible y cosas como estas pueden echar a perder el lanzamiento.

#36. A la hora de elegir el precio adecuado para tu ebook, utiliza este truco: Amazon no te permite poner tu ebook gratis si no estás en el programa KDP Select que hemos mencionado antes. Pero sí igualará cualquier oferta que vea en otras librerías por lo que puedes poner tu ebook gratis en iBooks que Amazon lo pondrá al mismo precio.

Trucos que todo escritor independiente debe conocer: promoción y marketing

#37. El marketing más barato que puedes conseguir es mediante la venta anticipada. Todas las reservas que se realicen durante ese tiempo cuentan como venta el día de lanzamiento, catapultando tu ebook a las listas de más vendidos.

#38. No pagues por publicidad, pero si lo haces, elige una red social donde esté tu audiencia. La más rentable suele ser Facebook.

#39. Hay otras muchas tácticas de marketing editorial para escritores independientes que puedes emplear para promocionar tu ebook.

#40. No hay soluciones mágicas a la promoción de ebooks. Desconfía de quien prometa mucho por “poco” dinero. Hay mucho pirata por ahí suelto.

#41. Que escribas y publiques un ebook no significa que todo deba ser digital. Organiza una presentación física de tu libro, donde podrás conocer a otras personas que estén interesadas en tu temática y entregarles tarjetas, descuentos, firmas de carátulas de tu libro, etc.

#42. En la misma línea y si tu ebook es de no ficción, organiza una sesión informativa sobre tu temática en la biblioteca de tu barrio.

#43. El más importante de todos, ¡disfruta al recorrer el camino! Muchas veces nos obcecamos con conseguir nuestros objetivos y nos olvidamos de que el camino también es la recompensa.

#Cómo crear el esquema de una novela

knowledge-1052014__180

La página Web de https://www.sinjania.com/  ofrece excelentes recursos para escritores, así como cursos y talleres de escritura.

Fuente: https://www.sinjania.com/crear-esquema-una-novela/

Sabemos que ahora mismo te estarás diciendo «¿De verdad necesito preparar el esquema de una novela antes de empezar a escribirla? Pero si tengo clara la historia al completo en mi cabeza. Mejor empiezo a escribir y me ahorro el trabajo de crear una estructura previa.»

Muchos escritores noveles escriben así sus primeras obras: tienen una idea para una novela y entonces se sientan ante su portátil, dejando que la historia fluya y limitándose a atraparla según cruza por su cabeza. No es que ese sea un mal sistema, es que, simplemente, no es un sistema.

De esta manera, cuando pierden el impulso de los primeros días, muchos escritores empiezan a flojear. No saben bien por dónde seguir, esa idea que tenían tan clara empieza a palidecer, sufren bloqueos… Finalizar su novela les cuesta un enorme trabajo y les lleva muchísimo tiempo.

Pero sus problemas no acaban ahí.

Si has escrito una novela y quieres que alguien que sepa más te dé una opinión que te ayude a mejorarla, empieza hoy mismo una Tutoría de Proyectos Narrativos.

Cuando llega el momento de revisar y reescribir se dan cuenta de que tienen que volver a trabajar las partes principales de la historia, tienen que reconstruir sus personajes y trabajar duramente para lograr que la historia se convierta en un todo que fluya perfecto de principio a fin con coherencia y sin obstáculos. Cuando creían haber acabado, se encuentran con que les queda mucho trabajo por delante.

Sin embargo, te aseguramos que dedicar un poco de tiempo a crear el esquema de una novela antes de empezar a escribirla es siempre tiempo bien empleado que te va ahorrar mucho trabajo después. Crear un esquema para tu novela te servirá para asegurarte de que tu historia tiene una estructura coherente. Tu trama será más robusta y tus personajes estarán mejor trabajados. Cuando empieces a escribir harás más en menos tiempo y te ahorrarás encontrarte con problemas que no habías previsto. Por no mencionar que habrá muchas menos posibilidades de que te quedes bloqueado.

Hoy te vamos a dar algunas ideas para crear el esquema de una novela que te ayude a escribir de una manera efectiva.

Primeros pasos para crear el esquema de una novela

Lo primero que tienes que entender es que trabajar el esquema de una novela forma parte del proceso de escritura de la novela en sí.

No se trata de tomar algunos apuntes para que no se te olviden las ideas ni de anotar algunos rasgos sobre los personajes, todo en menos de una hora. Preparar un buen esquema lleva tiempo y trabajo. Es precisamente por eso por lo que muchos escritores se lo saltan. (Otro día hablaremos del síndrome del escritor vago, porque es un tema que merece una entrada entera).

Por el contrario, preparar el esquema de una novela es un trabajo arduo que requiere reflexión, tiempo y paciencia. Se trata de crear el esqueleto de tu novela, pero verás que después vestir ese esqueleto con músculos y piel te va a resultar mucho más fácil y agradecerás el tiempo empleado en hacerlo.

Así que tómate tu tiempo. Preparar un esquema sólido puede llevarte incluso semanas. En ese tiempo escribirás una versión abreviada de tu historia, explorando giros de la trama, conociendo la motivación de tus personajes y construyendo el mundo donde todo tendrá lugar.

Este es el momento de equivocarse, de experimentar, para que cuando empieces a escribir vayas (en la medida de lo posible) sobre seguro. Recuerda que si tu esquema tiene sentido, tu novela tendrá sentido.

El esquema general

Para empezar, divide tu historia en tres partes. Ya sabes, los clásicos inicio, desarrollo y desenlace.

Probablemente tu novela no acabe ajustándose exactamente a ese esquema, pero es una buena manera de comenzar a trabajar en ella.

En la primera parte, presenta a los personajes principales y especifica cuál es el problema (conflicto) con el que el protagonista deberá enfrentarse.

En la segunda parte, valora las opciones que tienes para dar un giro a la trama e incrementar la tensión. Al tiempo, debes profundizar en la motivación de los personajes y en la manera en que afrontan el conflicto.

En la última parte debes pensar cómo presentarás el clímax. También debes anotar cómo el protagonista ha cambiado con todo lo que le ha sucedido a lo largo de la novela y pensar cómo logra resolver (o no) el problema que se le presentó en el inicio de la historia.

El esquema parte a parte

Una vez que hayas desarrollado el esquema general para tu novela, debes ampliarlo parte a parte, creando un esquema específico para cada una de las partes.

Cada una de estas partes debe tener, como el esquema general, una estructura que se corresponda con la estructura inicio-desarrollo-final.

Por ejemplo, si en la primera parte vas a presentar el problema que deberá superar tu protagonista, esa sección debe a su vez desarrollarse siguiendo la mencionada estructura.

Además, lo más probable es que optes por dividir la novela en varios capítulos. Este es el momento de que hagas un esbozo previo de los mismos: divide cada una de las partes en tantos capítulos como consideres que debe tener.

Por ejemplo, en la primera parte puedes dedicar un capítulo a presentar al personaje principal, otro a presentar la situación de partida (es decir, cómo son las cosas antes de que el conflicto haga su irrupción) y otro más a presentar el conflicto. En total, esta primera parte tendría tres capítulos.

No olvides que el esquema para cada uno de estos capítulos también debe ser el clásico inicio-desarrollo-final.

Establece objetivos

Al acabar la fase anterior deberías saber ya cuántos capítulos más o menos va a tener tu novela.

Ahora debes decidir qué longitud tendrá cada uno de esos capítulos.

Por ejemplo, puedes decidir que cada capítulo tenga 10.000 palabras. Pongamos que, tras trabajar en el esquema parte a parte sabes que tu novela va a tener doce capítulos.

12 capítulos x 10.000 palabras cada uno = 120.000 palabras que tendrá tu novela.

Por supuesto, estas cifras no serán exactas. Un capítulo puede tener 8000 palabras mientras otro tendrá 13.000. La finalidad de decidir de antemano cuántas palabras va a tener cada uno de los capítulos y cuántas tu novela no es otra que el que te puedas marcar unos objetivos.

Seguro que estás pensando que fijar de antemano estas cifras va a encorsetar tu escritura e impedir que aflore tu creatividad. Que lo suyo es dejar que la historia fluya y se vaya contando hasta que, por sí sola, llegue a su final. Pero, piénsalo, según esa idea tú no tendrías apenas participación en la escritura de tu novela. Serías solo un instrumento en manos de la historia, que te utilizaría como un vehículo para encarnarse en palabras. Te limitarías a actuar como un médium.

Te aseguramos que ese no es el papel que juegan los escritores que publican novelas. Los escritores cuyas obras lees y admiras, esos a quienes quisieras emular, crean esquemas para sus historias y se fijan objetivos de escritura.

La finalidad de crear el esquema de una novela es precisamente ayudarte a que te organices y te mantengas enfocado.

Gracias al esquema parte a parte sabrás exactamente qué debes escribir en cada momento. Y gracias a fijarte objetivos de escritura sabrás cuántas palabras tienes que escribir para acabar un capítulo y cuántas para acabar tu novela. Sabrás si estás trabajando bien y tendrás un incentivo para continuar avanzando.

Como sabrás hacia dónde va tu historia podrás dedicarte a escribirla de la mejor manera posible, en lugar de estar pensando cómo vas a continuar cuando acabes esa escena.

Cómo hacerlo

  • Paso 1

Como ya hemos visto, lo primer que debes hacer es dividir la historia para tu novela en tres partes claras: principio, desarrollo y final. A continuación, deberás averiguar qué va a pasar exactamente en cada una de esas partes.

Tómate todo el tiempo que necesites para hacerlo. Reflexiona en profundidad y escribe tus ideas, ya sea un cuaderno o en un documento de texto. No dejes cabos sueltos pensando que ya los atarás cuando escribas esa parte. Este es el momento de averiguar qué va a pasar en cada parte de tu novela. Si más adelante cambias de idea, perfecto; pero de momento tienes que tener todo claro.

Al acabar tendrás un resumen pormenorizado de tu historia, de principio a fin.

  • Paso 2

A continuación, divide cada una de las tres partes en varios capítulos y decide la longitud aproximada de cada uno de ellos. Piensa el propósito de cada capítulo dentro de cada parte, qué función cumple: presentar un personaje, presentar el conflicto, mostrar un cambio en el protagonista, etc.

Recuerda que cada parte de la novela y cada uno de sus capítulos deben corresponderse con el esquema planteamiento- desarrollo-desenlace, haciendo avanzar la historia y preparando lo que va a suceder a continuación, manteniendo el interés del lector.

Haz una lista de los capítulos en el orden en que aparecerán en tu libro. Prepara un resumen de dos o tres frases sobre lo que acontece en cada capítulo.

  • Paso 3

A medida que trabajas hazte preguntas importantes. ¿La historia tiene sentido? ¿Fluyen los capítulos de forma lógica? ¿Hay lagunas que deban solucionarse? ¿Evoluciona el personaje conforme a los acontecimientos? Ve ajustando la historia según las respuestas que des.

Al finalizar este proceso, que puede haber durado días (incluso semanas) tendrás un resumen de tu historia, separado en capítulos, claro y eficaz. Felicidades así se crea el esquema de una novela.

Solo tienes que empezar a trabajar capítulo a capítulo desarrollando la historia a partir del resumen.

Ten claro que este no es un esquema perfecto ni definitivo ni que le sirva a todo el mundo. Toma de él aquellos aspectos que mejor encajen contigo y complétalos con aquellas formas de trabajar que sepas que te funcionan para crear tu propio sistema infalible.

Pero hazte un favor y crea tu propio sistema. Crear el esquema de una novela como trabajo previo antes de empezar a escribirla te aclarará las ideas, te ahorrará muchos disgustos y frustraciones y hará que tus historias sean más sólidas y bien tramadas.

Si quieres escribir una novela, en agosto empezará una nueva convocatoria del curso Cómo Escribir Una Novela. Un curso en formato do it yourself que te da todas las claves para que desarrolles tu historia con eficacia de principio a fin. Apúntate a la lista de espera para tener notificación preferente cuando se abran las inscripciones.

#7 Things Professional Writers Know That Amateurs Don’t

chica escribiendo

I Just loved this post written by Jeff Goins

Source: http://goinswriter.com/professional-writers/

For most of my twenties, I jumped from one dream to the next. But through it all, I secretly wanted to be a writer. I watched friends bridge the gap between amateur and professional, and I wished I could be them.

Because I was envious of my friends’ writing success, I would try whatever it was they were doing that I thought made them successful. But the problem was I didn’t know what I was doing.

One writer I knew had a satire blog, so I tried writing satire. It didn’t work out; I just came off sounding mean. Another wrote about popular events from a faith-based perspective, so I tried that. That also failed. In fact, I made just about every possible rookie mistake.

What was I missing?

Turns out, I was still acting the amateur, thinking success as a writer was about finding the right idea or a big break. But the truth is that success in any field is more about commitment to a process than it is about finding one magic trick that will make it all come together.

Sure, there are ways to expedite the process, but it is still a process. And for me, I didn’t start to succeed as a writer until I began shifting my attention away from the results. When I began to mimic the process of professionals instead of just chasing their success, that’s when I started to see real results.

If you want to be a pro, you’re going to have to break this terrible amateur habit of looking at what people have without paying attention to what they did to get it. Chasing the results without understanding the process will lead to short-lived success, if not outright failure.

A friend of mine, a hugely successful musician on his own terms, advises anyone who aspires to his success, “Don’t do what I do. Think like I think.”

How do you do this, exactly? Well, there are seven things I’ve discovered that professional writers do that amateurs don’t.

1. Amateurs wait for clarity. Pros take action.

You have to know what you are before you can figure out what you want to do.

Self-awareness is an important part of life, and it’s especially important for writers. Because so much of what you create is tied to who you are, you have to get clear on your identity. But there’s a right way and a wrong way to go about this.

You have to care about legacy more than ego.
Tweet this

In my case, I spent too long waiting for someone to call me a writer before I was willing to act like one. Now I’ve learned that clarity comes with action. We must perform our way into professionalism. We must first call ourselves what we want to become, and then get to the work of mastery.

This is where your voice comes from – your confidence in what you are, and your commitment to acting on that knowledge.

2. Amateurs want to arrive. Pros want to get better.

You have to become a student long before you get to be a master.

“We are all apprentices in a craft no one masters,” Hemingway once said. Great writers understand and appreciate this. In order to get good, you have to submit yourself to the teaching of those who have gone before you. You have to study their work and emulate their techniques until you begin to find a style of your own.

For the longest time, I just wanted to be recognized for my genius. It wasn’t until I started putting myself around teachers and around the teaching of true masters that I realized how little I knew and how much I still had to grow as a writer.

Hemingway did this, too—it wasn’t until he spent a few years at the feet of Gertrude Stein and Sherwood Anderson in Paris that he grew from a good writer into a masterful one.

If you don’t do this, you delude yourself into thinking you’re better than you really are, which is the fastest route to failure and anonymity.

3. Amateurs practice as much as they have to. Pros never stop.

You have to practice even, maybe especially, when it hurts.

It’s not enough to show up and write every day. You have to keep challenging yourself, keep pushing yourself beyond your limits. This is how we grow.

I used to write a few hours on a random Saturday every third week of the month. I never got better, and I couldn’t understand why. Then I started writing 500 words a day for as little as twenty to thirty minutes per day. Within a year, I had found my voice.

You have to know what you are before you can figure out what you want to do.
Tweet this

Frequency trumps quantity. It’s better to write a little every day than a lot once in a while. John Grisham knew this, too: he wrote his first novel in small pieces, during the only free hour he had before work every morning. By the time he was done, three years later, he’d created a new genre: the legal thriller.

What if he’d decided it was too painful to get up to write at 5:00am every day? What if he’d given into the overwhelming feeling of writing a novel on top of 70-hour work weeks? What if you decide the same?

4. Amateurs leap for their dreams. Pros build a bridge.

You have to build a bridge, not take a leap.

It’s not about the giant leaps of faith or big breaks that make a writer. It’s the daily practice. I recently spoke with a best-selling author who has sold tens of millions of books. Do you know when his career started to really take off? It was when he wrote his 125th book at age 45.

You have to put the time in, but it’s more of a marathon than a sprint. I took a leap every time I started a new blog. I did this eight times, every time I had a new idea. But none of those blogs stuck until I decided to stick with one, which happens to be the blog you’re reading today.

What’s the thing that really needs to “stick”? It’s not the idea. It’s the writer.

5. Amateurs fear failure. Pros crave it.

You have to fail your way to success.

What professionals know that the rest of us don’t appreciate is that failure can teach you more than success ever will. Failure is feedback, and truly successful people use it to move forward in their careers.

I used to think my failures prohibited me from success, that every time I failed I had to go back to square one. Now I know that failure is the only way you get to success and that each my failures has taught me something I wouldn’t have been able to move forward without.

Thomas Edison, in his efforts to invent a working light bulb, once said, “I have not failed. I have just found 10,000 ways that won’t work.” How many times are you willing to get it wrong?

6. Amateurs build a skill. Pros build a portfolio.

You must master more than one skill.

This doesn’t mean you have to be a jack of all trades, but you must become a master of some. All the professional writers I know are good at more than one thing. One is a great publicist. Another is really smart at leadership. Another is a fantastic speaker.

Being a writer doesn’t mean that you just write for eight hours a day – at least not for most professionals. It means you will spend your time getting your message out there through a variety of channels and mediums, or that you’ll write for part of the day and master something else with the rest of your time.

Either way, you must develop your own portfolio.

Failure is feedback, and truly successful people use it to move forward in their careers.
Tweet this

For me, my portfolio consists of writing, marketing, and business. But for a long time I just waited for people to think I was a good enough writer, expecting the money to follow that one skill. It doesn’t always work like that.

I recently spoke with a creative professional in New York who makes a living as both a fine artist and a photographer. He knows, as all professionals do, that all our skills complement each other and, frankly, relieve us from putting too much pressure on ourselves to be the world’s best at any one thing.

7. Amateurs want to be noticed. Pros want to be remembered.

You have to care about legacy more than ego.

The best writers I know, the ones whose work reaches a lot of people and truly matters, aren’t just thinking about the quick win – the big book deal, the next speaking gig, the best seller list. They’re thinking about the long game, about what they want to write that might endure for the next 100 years.

The amateur is concerned with the big break, whereas the pro is more focused on delaying immediate gratification in exchange for long-term success.

When I began writing, all I cared about was my byline, whether or not people recognized me as successful or famous or important. Now, I understand that on the other end of the computer screen or book, there is a person’s whose life I want to impact.

When people started asking me how I became a professional writer, how I chased a dream and got the rare opportunity to do it for a living, at first I didn’t know how to answer them. So I rattled off some cliches – “I just got a vision and went after it” – but over time, I realized that wasn’t true. Looking back, I realize it was this process, these seven habits, that really made my career.

And these are things that I continue to practice today. They’re disciplines that you keep doing that allow you to keep succeeding. And if you don’t do them, you’re really just rolling the dice.

So if you want to be a professional at any craft, especially writing, I’d highly encourage you to start applying these habits today. And if you want help mastering them, I’ve got a great opportunity for you.

In The Art of Work Course, I share how you can bridge the gap between amateur and professional in seven practical steps.

So if you want to stop thinking about what it’s like to be a professional writer — or an artist or an entrepreneur or whatever it is you aspire to be — then join us. There are only a few more days left to sign up, and if you do so before July 6, you’ll get 10 free copies of The Art of Work to share with friends and a $30 discount off the price of the course.

#Los 9 puntos imprescindibles de la formación del escritor

knowledge-1052014__180

Fuente: https://www.sinjania.com/formacion-del-escritor/

¿Cuál debe ser la formación del escritor?

Con mucha frecuencia nos llegan correos de personas que desean dedicarse a la escritura. Quieren saber qué deben conocer, cuáles son los ámbitos en los que deben formarse para emprender una carrera de escritor.

No es una pregunta baladí. Tal vez tú mismo te la hayas planteado en alguna ocasión si acaricias la idea de dedicarte a la escritura.

Vivimos en un entorno cambiante y muy exigente que pide de nosotros multidisciplinaridad a la par que formación continua. Y esa realidad afecta a todas las profesiones, también a la de escritor.

Por cierto, si escribes relatos y quieres mejorar tus técnicas, pásate por aquí.

Hoy día, si quieres ser escritor, precisas de una serie de conocimientos que superan lo meramente literario para incluir también rudimentos de programación, marketing y edición.

Vamos a ver qué formación necesitas saber si quieres ser escritor en el siglo XXI.

1. Literatura

Para ser escritor hoy necesitas, como siempre, amplios conocimientos sobre literatura. Deberías leer a los clásicos y los libros más representativos de las diferentes corrientes literarias. También los libros más señalados de las diferentes lenguaas y culturas.

Pero también tienes que estar al día de las nuevas tendencias y corrientes, de los escritores más reconocidos del momento y de las opiniones de la crítica literaria.

Para ser un buen escritor tienes que ser un lector voraz.

2. Escritura

Como escritor debes conocer las diferentes técnicas y recursos literarios con los que puedes experimentar en sus textos.

A adquirir este conocimiento te ayudarán tanto los cursos de escritura en los que puedas participar como el amplio conocimiento de la literatura universal al que llegarás gracias a la lectura.

Conocer qué técnicas se han usado y cómo te permitirá experimentar con tu propia escritura, haciéndola más compleja, personal y original.

3. Ortografía y gramática

Pudiera parecer que es innecesario advertir sobre la necesidad de que un escritor domine la ortografía y la gramática. Por desgracia no es así, a pesar de que en España la educación es obligatoria al menos hasta los dieciséis años y a la mayoría se nos suponen estos conocimientos.

Sin embargo, muchos escritores cometen en sus textos importantes faltas de ortografía y fallos gramaticales.

Si te vas a dedicar a la escritura, pégale un repaso al libro de Lengua, consulta tus dudas (tienes la web de la RAE para resolverlas de manera fácil e instantánea) y, una vez más, lee mucho.

4. Marketing

El marketing es hoy día un conocimiento básico.

Ya sea que te decantes por la cada vez más popular autopublicación o bien por la edición tradicional vas a tener que aprender marketing.

El marketing te ayudará a promocionar tus libros y aumentar tus ventas. Pero también te ayudará a promocionarte a ti mismo y ampliar tus oportunidades profesionales.

Para una completa formación del escritor es necesario saber vender y para ello necesitas aprender a desarrollar y ejecutar un plan de marketing desde cero.

5. Edición

Otra cosa importante para la formación del escritor es conocer los rudimentos del mundo editorial.

Muchos escritores no saben en qué se diferencia la edición tradicional, de la coedición y de la autoedición. Y esto es así porque apenas saben nada del proceso editorial y de las tareas que implica.

Este sin embargo es un conocimiento fundamental. Si vas a ponerte en manos de una editorial te permitirá saber qué puedes esperar y qué no, evitando abusos y falsas expectativas.

Si, por el contrario, piensas asumir tú mismo las tareas de edición de tus libros, deberás saber cuáles son y cómo llevarlas a cabo con solvencia.

6. Diseño

Si te decantas por la autopublicación, una tendencia cada vez más en boga entre los escritores, tienes que tener conocimientos de diseño, tanto de interiores como de portadas.

Si tú mismo vas a ocuparte del diseño de tu libro deberás tener conocimientos avanzados de maquetación: disposición de los diferentes elementos de la página (texto, imágenes, títulos, notas, etc.), viudas y huérfanas, composición, tipografía, etc.

Si te vas a ocupar del diseño de la portada también deberás dominar la composición, la tipografía, la técnica del color, etc.

En ambos casos deberás aprender a usar los equipos y softwares necesarios para realizar correctamente el trabajo.

Si prefieres delegar este trabajo delicado y contratar a un profesional que lo haga en tu lugar, también necesitarás tener unos mínimos conocimientos de diseño que te permitan comunicarte con el profesional elegido y evaluar su trabajo.

7. Libro electrónico

De nuevo, si vas a ser tú quien se encargue de convertir a formato electrónico tus obras, debes aprender todo lo necesario para hacer un buen trabajo. Desde el uso de programas profesionales, pasando por código HTML y CSS o cómo crear una tabla de contenidos (TOC)

8. Blogging

Si te vas a dedicar en serio a la escritura hoy día tienes que tener, sí o sí, una página web de escritor. Tu web actuará no solo como tarjeta de visita, sino que será el centro de tus campañas de marketing y una poderosa herramienta para aumentar tu visibilidad.

Por consiguiente, tienes que saber todo lo necesario para el mantenimiento de una web (gestión de dominios y alojamientos, redirecciones, instalación de plantillas y plugins), para su posicionamiento (SEO) y para su actualización (calendario de publicaciones, curación de contenidos).

9. Emprendimiento

En una buena formación del escritor no pueden faltar aquellos conocimientos y capacidades ligadas habitualmente al emprendimiento. Recuerda que, hoy día, si vendes libros eres también un empresario y como tal tienes que tener conocimientos básicos de contabilidad, gestión del tiempo, gestión de equipos (en el caso de que contrates a profesionales que te ayuden en las diferentes etapas de preparación de un libro), marketing, etc.

Pero también debes desarrollar las actitud de un empesario: estar dispuesto a invertir, marcar un precio justo para los libros que pones en el mercado, asegurarte de que la calidad de los mismos es la adecuada o, por qué no, tratar de obtener beneficios.

Son muchas cosas, pero no te asustes. Una formación del escritor integral no se consigue de un día para otro.

Lo importante es que tengas claro en qué áreas necesitas mejorar y tratar de adquirir esos conocimientos poco a poco. Debes desarrollar una mentalidad orientada hacia la búsqueda permanente, más que al dominio de una simple lista de técnicas. Aprender y mejorar deben ser para ti objetivos inamovibles.

¿Te interesa la formación del escritor? ¿Quieres mejorar la tuya? Pues únete a nuestra comunidad. Solo tienes que dejar justo debajo tu correo electrónico para recibir todas las semanas en tu bandeja de entrada consejos, recursos y técnicas que te ayudarán a ser mejor escritor en todos los aspectos.

#No existe (casi) tal cosa como bloqueo de escritor. Si es que lo hay, esto te curará

pen-631332__180

En este artículo de Micah Solomon, There’s (Almost) No Such Thing as Writer’s Block. If There is, This’ll Cure Ya.  publicado en: http://blog.bookbaby.com/2016/06/theres-no-such-thing-as-writers-block/  nos habla sobre el terrible bloqueo de escritor y qué técnicas podemos utilizar para erradicarlo.

Not long ago, the concept of writer’s block didn’t even exist. But once the term was created in 1947 by psychoanalyst Edmund Bergler, those of us who write glommed on to it like nobody’s business.

Before I go any further, I want to be clear: Serious psychological issues can make it very difficult to write, and I don’t mean to trivialize these (nor am I qualified to address them). Sadness, fatigue, physical pain, and substance abuse can get in the way of being able to write, and this post won’t address these either. Finally, when parts of a writer’s life are in deep disarray, it can be hard to compartmentalize writing and get down to business as an author, and I certainly don’t have a complete solution for this, either. But if your blockage problem is less deep-seated, this advice might help you kick your writer’s block out of the way.

Let me put it this way.

You don’t get “eater’s block.” You’re either hungry enough to eat or you’re not.

You don’t get “pushups block.” You’re either motivated to drop and give yourself twenty or you’re not.

You don’t get “mopper’s block.” Either mopping the kitchen is worth doing now or it’s not, and if it’s not, you’re consciously choosing to do something else with your time.

Which brings me to the thing about writer’s block. To the extent that the phenomenon even exists, it’s a highly unhelpful concept for those of us who are authors.

Not too many years ago, the concept of writer’s block didn’t even exist, at least not exactly. But once the term was created in 1947 by psychoanalyst Edmund Bergler, and the concept popularized, those of us who write – or need a reason not to – glommed on to it like nobody’s business.

No longer were we lazy, unmotivated, fearful, etc. We were “blocked.”

I think the secret to overcoming writer’s block is to look at what the blockage really means, in plain, unromantic language. And what it really means is probably one of the following:

“I don’t have a deadline for this particular writing project so I am not going to work on it right now.”

“I’m scared of writing so I’m not going to write right now.”

“I’m feeling lazy, so I’m not going to write right now.”

“That marble pound cake in the pantry is calling to me, so I’m not going to write right now.”

And so forth.

All of which are sort of valid excuses. But you should call them what they are.

Sometimes writing is a glorious, effortless gift from the muse. Sometimes it’s like doing squats, something you have to get through if you want some sort of result. You don’t get to choose which form writing is going to take at which time. You do, however, get to choose how to react when the writing feels like a painful physical workout. You can say “oh, I’ve got writer’s block” and give up. Or you can realize that nobody enjoys doing squats, or writing that feels like squats, and most of all, nobody enjoys starting to do squats. Since that’s the case, and since you won’t be able to get to the next glorious Sigue leyendo “#No existe (casi) tal cosa como bloqueo de escritor. Si es que lo hay, esto te curará”

#Blogs que me encantan: http://camilawinternovelas.blogspot.com/

la promes nuevaport

El blog de Camila Winter es muy fresco. Ofrece valiosos consejos a los escritores noveles, aunque su línea no sea highlanders. Te anima a seguir con el oficio de escribir y a que cuentes tu propia historia.

Ella ya ha publicado varias novelas de highlanders. Yo nunca había leído sobre este género y me resultó interesante. Te devuelve a la época victoriana, con todos sus prejuicios y sus absurdas reglas.

Sus novelas son muy interesantes y entretenidas!!!Comparto con ustedes uno de sus maravillosos post en el que ofrece consejos desde su propia experiencia para publicar en la plataforma de KDP de Amazon:

#Algunos Tips para publicar en kdp.amazon

 Bueno, estas son algunas ideas para publicar en amazon basadas en mi experiencia.
Hay muchos manuales en internet, ideas, consejos de cómo lograr una buena publicación.
Primero, antes de publicar tu libro debes saber que no será sencillo y que si te sientes muy perdido en el programa kdp encontrarás una sección de ayuda llamada foro donde escritores que han publicado recientemente comparten experiencias y consejos.
lo encontrarás en tu biblioteca, al lado de informes: comunidad.
Enlace.https://kdp.amazon.com/community/index.jspa
Fue muy útil para mí cuando comencé a publicar hace más de un año en la tienda amazon.
Por supuesto que puedes contactarlos ante cualquier duda.

Pero antes que nada debes saber lo siguiente: el texto debe estar terminado, corregido, sin faltas, y en un formato adecuado para leer en kindle. Conviene subir archivos en word, interlineado simple, letra times new roma 12, centrado y con sangrías de 0,6. Los capítulos y títulos deben ir en formato titulo 1 siempre y ahora se está exigiendo en el dpto. calidad de amazon una tabla de indice de contenido. Esto es muy sencillo, luego de que tengas el libro en condiciones, separados los capítulos con salto de página, pones en referencias agregar tabla de contenido personalizada. que es la tabla que aparece al final del menú y allí le quitas número de páginas porque el indice no lleva números de páginas porque el formato mobi las elimina en el acto.
Con la tabla de contenido puesta ya lo tienes listo. Hay un enlace que ofrece amazon para ayudar en este aspecto, ellos tienen una página donde explican todo sobre el formato. Esta tabla la piden mucho los lectores para poder navegar mejor entre los capítulos.

Es importante cumplir con todas estas normas porque si el libro queda mal editado será retirado de la tienda por defectuoso. Ellos ofrecen un libro gratis en amazon de cómo publicar en kindle que fue de mucha ayuda para mí, pero para leerlo debes tener en tu computadora el programa kindle que lo adquieres gratis en la web.
http://www.amazon.es/Crear-libro-para-Kindle-ebook/dp/B008A3UQ3K/ref=sr_1_4?s=digital-text&ie=UTF8&qid=1370695028&sr=1-4&keywords=c%C3%B3mo+publicar+en+kindle
Este enlace es para España, si quieres pedir este ebook en América debes entrar en amazon.com
y poner el siguiente enlace:

http://www.amazon.com/Crear-Kindle-Spanish-Edition-ebook/dp/B008A3UQ3K/ref=sr_1_1?s=digital-text&ie=UTF8&qid=1370695101&sr=1-1&keywords=crear+un+libro+para+kindle

Aquí explica todo paso a paso y verán que es sencillo, la letra debe ser la que ellos piden porque las otras quedan mal al ser pasadas al formato mobi (el que tiene el kindle donde leerán tus novelas)

El archivo debe estar comprimido por eso piden interlineado simple, pero luego de cada capítulo debes insertar salto de página para que el texto no quede pegado.

Luego escoge una portada bonita: llamativa, sugestiva. Yo suelo usar el photoscape pero hay quienes prefieren el photoshop, este último es más complejo y difícil para quienes no manejan el tema diseño.
Con el primero, el photoscape puedes diseñar portadas, ponerle el título, un encuadre, intensificar, oscurecer la imagen y hasta ponerle efectos: destellos, lunas, etc. La imagen debe ser de 1000×1500 pixeles aproximado. Escoge una imagen nítida, que soporte estas medidas. Recuerda que la imagen es la presentación de tu libro, una imagen bonita atraerá curiosos.
Luego la sinopsis de tu libro, tan importante como tu portada. Una sinopsis atrayente, sugestiva, ni muy corta ni muy extensa, tal vez con una muestra de tu libro para que el lector vea tu estilo.
Hazlo con calma, al principio todo esto te causará ansiedad, inseguridad, terror… Escribe varias veces la sinopsis, pide consejo a tus amigos, y luego importante es poner las palabras claves de tu libro que figura en el menú de publicación kdp, allí deberás escoger las palabras que lo describan: amor, romance, horror, ciencia ficción, lo que se ajuste a tu libro.

Una vez publicado tu libro no pienses ni por un segundo que estará todo terminado, ni lo sueñes, la guerra por destacarse, escalar ranking recién comienza.
Dejando de lado la parte técnica que es muy importante, les daré algunos tips que a mí me funcionaron:
Primero debes tener un blog o cuenta grupo de face para promocionarte y darte a conocer. Es muy importante moverte en la web, hay un montón de lugares gratis para promocionarte y los irás descubriendo.
El tema vender cuando eres novel es complicado, no es sencillo. A menos que te movieras antes en la web y tengas tu público.
No esperes vender al día siguiente, a menos que tengas suerte, puede ocurrir o no. Debes darles tiempo para que te conozcan y se arriesguen a comprarte. Para ello te aconsejo ponerlo a un precio accesible, de uno a tres dólares, pero por supuesto el precio lo decirás tú, es solo un tips para vender. Si publicas varios libros puedes poner unos a un dólar y el resto a más precio.
Ten en cuenta que si por un dólar recibes en Estados Unidos y el mundo el 35% de ganancias, ellos los llaman royalties. Pero si los pones a 3 dólares ganas el 70%.
Pero en Estados Unidos por impuestos a tus ganancias les restan el 30% .
Ellos te informarán día a día a día hora a hora tus ventas, solo debes clickear informes, informes día a día, últimas semanas y mensuales. Aquí te vendrá todo detallado con suma transparencia.

Amazon kdp te ofrece también la posibilidad de ponerlo gratis 5 días si lo inscribes en el programa kindle owner kdp amazon que figura al principio de la pág. donde vas a publicar, esto es muy bueno si no eres conocido porque luego verás que comenzarás a vender.
Yo empecé de 0, moviéndome en la web hace un poco más de un año, nadie me conocía y nadie me compraba. Mi primer best sellers fue el fantasma de farnaise, cosechó rosas y piedras… Debes ser fuerte y soportar que te digan me encantó y me aburrió. El libro es una obra artística que genera cosas, al principio duele que te critiquen, pero aprender de las críticas también es positivo.
Sin embargo al publicar otras novelas me fue mejor, comencé a vender y a gustar. No espero gustar a todo el mundo.
El mercado español es muy exigente, por favor cuida las faltas, no te fíes del corrector de word, pide consejos si tienes dudas, porque si tienes faltas uff, te caerán con todo! También te caerán por las comas, tildes y el formato… Pero esto también puede ocurrirte en amazon.com.
No te angusties si eso ocurre, los ingleses de amazon.co.uk son lapidarios con quienes no escriben correctamente en inglés.

Tal vez nada de esto te pase y entonces se sentirás afortunada/o, felicitaciones!
De todas formas no está de más advertir, porque nadie se escapa de recibir críticas, no importa qué tan bien escribas.

En ocasiones amazon puede contactarte para preguntarte por tus derechos de autor, esto ocurre a veces, eso no debe preocuparte, ellos controlan la calidad de lo que se publica y también la autoría de los escritores.
Por eso te recomendé al principio si no has registrado tus obras en tu país, que lo hagas en safecreative.org. Es gratis y te servirá en amazon y en cualquier lado. Tus obras quedan registradas con tu nombre real.

Luego de vender y vender, escalar en ranking y bajar, te diré que los lectores kindle siempre están ansiosos de novedades, y que los géneros más vendidos en amazon son: romántico, ciencia ficción, horror, y erótica. Hay otros géneros que se venden menos. Y los lectores siempre comprarán las novedades de una saga y de una editorial. Aunque luego se quejen de que tal libro de la saga X los desilusionó no dejarán de comprarlo a ciegas.
Esto no debe desanimarte porque lo principal es que la gente se ha volcado a los ebooks y está ansiosa de leer autores nuevos y seguirá comprando nuestros libros electrónicos. Y leen! En un mundo donde se creía que nadie más iba a pillar un libro en sus manos, donde internet la televisión y otras cosas se imponen, todavía quedan lectores que se compran un ebook o kindle y disfrutan el sano placer de la lectura.
Adelante!
Ten paciencia, no te rindas. Sé profesional, serio y comprometido con tu pluma. Revisa mucho lo que vas a publicar, y no te preocupes, que como dijo Serrat en su canción: caminante no hay camino, se hace camino al andar.

Fuente: http://camilawinternovelas.blogspot.com/2014/11/algunos-tips-para-publicar-en-kdpamazon.html

Escribir: una maravillosa aventura

isabella-campbell-photo

Escribir es una aventura maravillosa que no termina nunca, salvo quizá cuando tomamos un libro, empezamos a leer y nos surmergimos en otra aventura que comenzó con alguien a quien le dio por escribir.
Soy escritora y lectora. Siempre lo he sido sin atreverme a reconocerlo, pero hace poco me di cuenta que por más que quiera no puedo dejar de lado lo que soy, con tropiezos y aciertos, con buenas y malas épocas. Hoy me embarco en esta aventura de vida, hoy continúo haciendo que las cosas sucedan y a compartirlo con el mundo. Así que a levar anclas e izar las velas. Sean todos bienvenidos!!
Acompáñenme en esta travesía.